ARTÍCULO DE INTERÉS: DE ROMANOS, ÉXITOS Y DERROTAS


Opinión
De romanos, éxitos y derrotas
John Byrne, Socio Principal de Boyden global executive search
El Mercurio
Martes 3 de Diciembre de 2002

Los antiguos romanos entendieron lo importante que era ser perseverante. En su primer intento por conquistar los acantilados de Dover, en el Reino Unido, fueron derrotados estrepitosamente y debieron regresar a su país.

En el segundo intento, desembarcaron sus equipos y provisiones, prendieron fuego a sus naves y las empujaron a las aguas del Canal de la Mancha antes de trabar batalla, lo que fue observado desde lo alto por los sajones.

Cuando los romanos iniciaron nuevamente su marcha y escalada de los acantilados, el ejército sajón abandonó el campo de batalla sin presentar resistencia. Tal nivel de compromiso era inimaginable para el adversario.

El éxito no es consecuencia del azar, y los que confían en esa premisa finalmente fracasan.

El éxito es, casi siempre, el resultado que se logra al saber sobreponerse a las dificultades que se nos presentan, y la perseverancia es la que nos ayuda a mantener nuestro enfoque en lo que queremos lograr.

Afortunadamente, la persistencia es una cualidad que se puede desarrollar en el transcurso de la vida.

Los pasos que ayudan a de-sarrollar esta cualidad son tres: fijar un objetivo; planificar siempre todo por escrito, y tener un deseo inquebrantable de alcanzar los objetivos.

Estos tres elementos ayudan a alcanzar metas en todos los ámbitos de nuestra vida. Así se puede cambiar la adversidad por logros y las derrotas por éxitos.

¿Siente que en su vida se ha caracterizado por ser poco perseverante? ¿Tiene usted una inclinación a fijar grandes metas, las que debe abandonar ante la primera dificultad?

Si es así, debería plantearse otro par de preguntas en forma consciente sobre estos pasos.

¿Tiene un objetivo específico? ¿Ha determinado claramente lo que quiere lograr y por qué? ¿Ha formulado un plan para lograr esa meta? ¿Conoce en qué dirección debe ir? ¿Tiene un deseo real y comprometido para lograr esa meta, aun cuando se enfrente a dificultades? En otras palabras, ¿está usted comprometido a pagar el precio para ser exitoso y enfrentar los problemas como vienen, superarlos y continuar enfocado hacia delante?

El hecho de clarificar su objetivo y adoptar un plan bien evaluado y consistente lo obligará a obtener sus metas. Pero no es todo. Estos pasos sólo se habrán podido realizar gracias a la persistencia.

Esta cualidad es de gran utilidad para superar problema tras problema, revés tras revés, derrota tras derrota, y es, en definitiva, lo que guiará el éxito que usted busca en su vida.

Volver a página principal

Consultas o comentarios escriba a Marcelo Rabbá en circulo@circulo.cl
Agustinas 1022 of. 514, Santiago, Chile, Fonos:2696 38 63 - fax 2688 26 41 - Pcs 9 820 23 40

Este sitio fue diseñado para ser visto en una pantalla de 800 por 600 píxeles